Cómo saber cuándo es hora de cambiar de coche

¿Cuándo es hora de cambiar de coche? Estas son las señales que te da el coche

Después de un tiempo de uso, los coches muestran señales que nos indican que ya es momento de un cambio. Es importante mantenernos al tanto de las alteraciones que sufre nuestro coche, y debemos aceptar cuando llega el momento de tener que cambiar de vehículo, pues seguir usándolo en mal estado puede representar un peligro para nuestra seguridad. 

Sin contar que seguir usando un coche que ya ha llegado a su final de trayecto es contraproducente para nuestro bolsillo, ya que terminamos gastando mucho más en reparaciones y repuestos que no dejan de aparecer. En el Blog de Renting Finders te contamos cuáles son estos indicios que te da el coche, y te mencionamos las ventajas de cambiar el vehículo y cuál es la mejor forma de conseguirlo sin renunciar a un buen coche y un precio competitivo. 

Vida útil de un vehículo: ¿Cuándo ha cumplido con su tiempo de uso?

Es muy difícil determinar con exactitud cuánto puede durar un coche, pues depende de muchos factores: el modelo del vehículo, la conducción, el mantenimiento (tanto preventivo como periódico), el lugar de estacionamiento habitual, el kilometraje recorrido o incluso la meteorología de la zona. Todos estos elementos influyen de manera directa en la vida útil del coche. 

A esto debemos añadirle otro factor determinante: el tipo de conducción. No hay duda de que una conducción responsable, sin movimientos bruscos y transitando por climas moderados, puede alargar la vida del vehículo. 

Vale destacar que las empresas fabricantes del sector automotriz están obligadas a cumplir con un nivel estándar de calidad y duración, pero dicho estándar varía según el tipo de coche (turismo, berlina, furgoneta…). 

La vida útil también depende del estado del motor. Lo usual es que un motor aguante entre los 150.000 km y los 250.000 km. También podemos tener en cuenta la durabilidad de otros elementos del coche; por ejemplo, según la calidad de la carrocería, esta puede durar alrededor de 10 años, cifra que puede llegar a duplicarse en caso de que el vehículo haya sido tratado con extremo cuidado.

Cifras oficiales en España 

De acuerdo con los registros oficiales, la antigüedad media de los vehículos más viejos del parque móvil español es de doce años. Esto nos demuestra que los vehículos viejos cuentan con una buena durabilidad, sin embargo, son mucho más contaminantes y no están tan bien equipados en materia de tecnología y seguridad.

Independientemente de la antigüedad de los coches, todo vehículo tiene una vida útil limitada. Por nuestra seguridad y la de los demás, y para ahorrar dinero, debemos aceptar cuando ha llegado el momento de cambiar de coche.

Las mejores ofertas de Renting particulares

Estrena coche nuevo con nuestro renting

Fiat 500 Dolcevita 1.0 Hybrid
desde 279 € mes / IVA incl.
renting Fiat 500 Dolcevita 1.0 Hybrid
Más información
Volkswagen Polo 1.0 TSI Life
desde 299 € mes / IVA incl.
Renting Finders Volkswagen Polo Life Blanco Compacto Oferta
Más información
Kia Rio 1.2 DPi Concept
desde 313 € mes / IVA incl.
Renting Finders Kia Rio Concept Clear White Compacto Cuota
Más información

Señales que nos indica que hay que cambiar de vehículo

Primeramente, debemos recordar que, ante la mínima sospecha de que algo no funciona bien, ya sea un ruido sospechoso, vibraciones o un testigo encendido, lo mejor es llevar el coche al taller. De este modo podemos salir de dudas y evitar situaciones de riesgo frente al volante. 

Ahora bien, estos son los fallos más comunes que nos indican si el vehículo amerita un cambio:

Inconvenientes en el motor

La salud del motor es un síntoma importantísimo para saber si el coche necesita o no un cambio. Si la temperatura sufre de muchas variaciones (hasta sobrecalentarse) o si emite ruidos extraños, tanto al arrancar el coche como durante la conducción, puede que haya llegado el momento de, por lo menos, realizarle una revisión importante. 

Vibraciones frecuentes en el volante o en otras piezas

Las vibraciones constantes no son una buena señal, especialmente si suceden incluso después de haber realizado una revisión o recambio de piezas. Debemos preocuparnos principalmente por las vibraciones en el volante, en los pedales o en las marchas. De igual manera, los sonidos extraños en estas piezas (en las marchas o cambios de dirección) también son señal de alarma. 

En cuanto a los pedales, no solo debemos preocuparnos por la vibración; también es pertinente hacer una revisión si es necesario ejercer más fuerza de lo habitual para frenar (o embragar, en caso de tener un coche con transmisión manual).

En este sentido, también es importante que revisemos si el cambio de marchas no funciona de manera eficiente o satisfactoria; la idea es que podamos cambiar de velocidades de forma fluida. 

Averías continúas en el vehículo 

Es importante realizar revisiones y mantenimiento periódico al coche para alargar su vida útil, pero un indicativo de que ya es momento de decirle adiós sucede cuando el vehículo empieza a sufrir fallas continuas, que no logran solventarse ni siquiera con los recambios de piezas. 

Carrocería abollada

La carrocería es uno de los elementos más importantes de un coche, pues constituye su estructura. Si esta presenta abolladuras, arañazos u óxidos, puede que haya llegado el momento de despedirte de tu coche. 

Interior del coche defectuoso

Muchas veces nos olvidamos de la importancia del interior del vehículo. Puede que haya llegado el momento de cambiar de coche si este cuenta con roturas y manchas en la tapicería, o si hay varios elementos que funcionan de manera defectuosa. 

Mi coche está próximo a cumplir los 10-12 años de uso 

Si tu vehículo ronda los 10 años, es conveniente cambiarlo, especialmente por medidas de seguridad. De hecho, las cifras registradas por la DGT nos informan que los riesgos de accidentes mortales se duplican cuando circulamos en coches con 7 años de antigüedad, y se triplican cuando los vehículos cumplen entre 10 y 14 años de uso.

¿Por qué es conveniente cambiar de coche?

Seguridad vial

La razón principal para cambiar de vehículo siempre será la seguridad, tanto la nuestra como la de los otros conductores y peatones. Recuerda que la relación entre la posibilidad de sufrir accidentes y la antigüedad del coche es una realidad; por ello, los modelos más recientes cuentan con avanzadas tecnologías que ayudan a prevenir de manera más eficiente los accidentes.

Ahorro en los gastos de mantenimiento

También es un hecho que los coches viejos requieren de mayor inversión en mantenimiento y reparaciones. En cambio, los vehículos nuevos exigen muchos menos cuidados. 

Mayor confort y tecnología de vanguardia

Los coches más actualizados cuentan con tecnología de primera calidad, que nos permiten conectar nuestros smartphones y controlar los comandos del vehículo a través de pantallas táctiles. Gracias a ello, podemos acceder a la información en cualquier momento, poner nuestra música favorita o simplemente tener una guía durante el trayecto. Las posibilidades son infinitas.

¿Estás pensando en cambiar de coche? ¡Únete al renting!

Si ya decidiste que llegó el momento de cambiar de coche, te aseguramos que el renting para particulares es la alternativa que estás buscando. 

Con el renting de coches no tendrás que endeudarte o pedir préstamos para acceder a un coche totalmente nuevo, pues con el renting sin entrada, el único pago es una cómoda cuota mensual fija, la cual cubre los gastos de mantenimiento y las revisiones; incluso incluímos los gastos por trámites, neumáticos, seguro…Además, contamos con los vehículos más novedosos y solicitados del mercado, equipados con las mejores tecnologías del momento, ¿qué esperas para unirte a nosotros? Échale un vistazo a nuestro catálogo de vehículos de renting y disfruta de la experiencia de conducir al mejor precio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sigue leyendo en Renting Finders

Entradas relacionadas

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

O llámanos tú al
91 078 39 50

Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h