Di adiós a estas averías por desgaste del coche con el renting

7 Averías por desgaste y antigüedad que te ahorrarás con un coche de renting

Tener un coche propio es para muchas personas un sueño hecho realidad, y aunque un vehículo ofrece una amplia cantidad de ventajas y facilidades, también es importante ser consciente de las responsabilidades que conlleva. 

Estas responsabilidades pueden llegar a afectar nuestro bolsillo, en especial cuando nos encontramos con las distintas averías que se producen por el desgaste natural del coche a lo largo de los años, junto con las reparaciones que estas implican.

Cuando se es dueño de un coche, hay que tener siempre en mente las condiciones en las que este se encuentra, y estar muy atentos a realizar las labores de mantenimiento necesarias para conservarlo en buen estado

De no realizar de forma organizada las reparaciones y revisiones periódicas que requiere el vehículo, ya sea nuevo o de segunda mano, lo más probable es que terminemos enfrentando una avería grave. Ya sea que realices todos los mantenimientos pertinentes, o que tengas que realizar una reparación profunda, tendrás que correr con gastos que no suelen ser bajos.

Es importante acotar que los vehículos que tienen más de 10 años en circulación son víctimas del 70% de las averías del parque automotor. A su vez, a medida que los coches envejecen y las regulaciones se vuelven más estrictas, es posible incluso que nuestro coche no apruebe la Inspección Técnica de Vehículos, o que no cumpla con las normas vigentes. 

No obstante, con el renting de coches puedes olvidarte por completo de los gastos por averías y mantenimiento, pues estos servicios están incluidos en la cuota mensual fija del renting. 

Además, ponerte al volante de un coche nuevo durante entre 2 a 5 años es garantía de seguridad y de mínimo riesgo de averías por desgaste. A continuación te contamos algunas de las averías de coche más comunes, por las que no tendrás que preocuparte si optas por un contrato de renting.

Averías en los frenos

Los frenos son uno de los sistemas más fiables y duraderos del coche, pero están sujetos de manera inherente a sufrir un desgaste, mayormente en las bandas y pastillas, que son las que realizan el trabajo de frenado mediante el roce contra los tambores y discos, respectivamente. 

Revisar y reemplazar bandas y pastillas es una reparación que debe realizarse con la frecuencia adecuada para garantizar una conducción segura. A su vez es importante realizar revisiones periódicas de los pistones y conductos para asegurarnos de que no tengan fugas de fluido.

Problemas que pueden darse en la correa de distribución

La correa de distribución es la pieza que se encarga de transmitir y sincronizar el giro de los principales ejes del motor, que eventualmente se deteriora con el uso, por lo que debe ser reemplazada cada cierto kilometraje dependiendo del vehículo. No tener en cuenta el mantenimiento de la correa de distribución puede causar que esta se rompa en pleno funcionamiento, lo cual podría ocasionar averías graves a tu motor, sin mencionar que te vas a quedar tirado en la cuneta si esto pasa. 

Cambiar la correa de distribución cuesta unos 400€ aproximadamente, gasto que te ahorrarás con un coche de renting tanto para particulares como profesionales, porque como ya mencionamos, está incluido en la cuota fija mensual. 

Mantenimiento de neumáticos

Tener un juego de neumáticos en mal estado puede resultar muy peligroso durante la conducción, ya que pueden ocasionar derrapes o pinchazos a alta velocidad, los cuales producirían accidentes. Por esto, es recomendable que todos los cauchos tengan la huella intacta, que sean rotados de posición con cierta frecuencia y que sean reemplazados cuando estén desgastados.

Recuerda que con el renting podrás realizar hasta varios cambios de neumáticos de forma gratuita, ya que este servicio también está contemplado en el contrato de renting. El precio medio en España por cambiar los neumáticos de tu coche oscila alrededor de los 470€, por lo que será un alivio no tener que preocuparte por ello en ningún momento. 

Desgaste en el tren delantero y suspensión

La mayoría de los elementos de la suspensión y del tren delantero son bastante resistentes y duraderos, pero estos están conectados entre sí por medio de bujes, rótulas y terminales; los bujes son pequeñas piezas de goma que tienen la función de suavizar el contacto entre las partes que conectan y reducen las vibraciones; las rótulas y los terminales son piezas móviles que conectan a su vez piezas del sistema de dirección y permiten cambiar la orientación de las ruedas.

Todas estas piezas se desgastan con el uso y pueden desarrollar holgura, pudiendo incluso romperse en el peor de los casos. Por esto, es necesario revisarlas y cambiarlas oportunamente para evitar comprometer la estabilidad del coche. Aunque por lo general son piezas de bajo coste, la mano de obra es elevada porque suele ser necesario desarmar varios elementos para poder acceder a ellas.

Fallos electrónicos más frecuentes en el coche

En los coches de última generación con complejos sistemas electrónicos y computarizados, es común encontrar algunos fallos eléctricos después de cierto tiempo de uso. Es recomendable que estos sean atendidos a tiempo, porque aunque pudieran ser averías sencillas, como un fusible fundido, en algunos casos pueden ser señales de fallas mayores o llegar a comprometer el funcionamiento de otros sistemas del vehículo.

Convertidor catalítico

El catalizador o convertidor catalítico es una pieza del sistema de escape de gases del coche, que se encarga de filtrar y absorber algunas de las partículas contaminantes que libera el motor en su funcionamiento. En ocasiones, este se obstruye y es necesario reemplazarlo. Por lo general es una pieza bastante cara y su correcto funcionamiento es un requerimiento de la ITV.

Además de no tener que preocuparte de adquirirla e instalarla, tampoco tendrás que pensar en la ITV, ya que todas las revisiones de los coches de renting y los gastos sujetos a estas están a cargo de la empresa de renting. 

Fugas en los sistemas hidráulicos.

Hay diversos sistemas del coche que funcionan mediante fluidos, como los frenos, el aire acondicionado, la dirección hidráulica y el sistema de refrigeración del motor. Cuando uno de estos sistemas desarrolla una fuga, se ve comprometido el correcto funcionamiento del mismo, por lo cual es necesario atenderla de inmediato. Por ejemplo, una fuga de líquido del sistema de refrigeración del motor pudiera causar que este se recaliente, lo cual, en el peor de los casos, puede producir una avería severa.

Como podrás ver, son diversos los trabajos de mantenimiento que puede requerir tu coche, así como también las fallas y averías que pueden ocurrir de forma natural después de cierto tiempo de uso. Si tienes un coche propio tanto nuevo como seminuevo o de segunda mano, tendrás que correr con estos gastos en algún momento, sin embargo, con el renting puedes despreocuparte de todos ellos porque todos los coches son nuevos y se conducen durante máximo 5 años.

Asimismo, tanto el mantenimiento como las averías y revisiones están cubiertas en la cuota mensual del contrato. Visita nuestro catálogo de vehículos de renting y descubre esta modalidad que cada vez más particulares, autónomos y empresas eligen.

Las mejores ofertas de Renting particulares

Estrena coche nuevo con nuestro renting

Fiat 500 Dolcevita 1.0 Hybrid
desde 279 € mes / IVA incl.
renting Fiat 500 Dolcevita 1.0 Hybrid
Más información
Volkswagen Polo 1.0 TSI Life
desde 299 € mes / IVA incl.
Renting Finders Volkswagen Polo Life Blanco Compacto Oferta
Más información
Kia Rio 1.2 DPi Concept
desde 313 € mes / IVA incl.
Renting Finders Kia Rio Concept Clear White Compacto Cuota
Más información

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sigue leyendo en Renting Finders

Entradas relacionadas

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

O llámanos tú al
91 078 39 50

Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h