¿Inconvenientes con los gastos deducibles? Descubre el renting fijo

Si tienes problemas con los gastos deducibles, prueba el renting fijo

Los gastos deducibles son pilares fundamentales de cualquier empresa o trabajador autónomo, y se pueden definir como aquellos gastos necesarios, pertinentes y útiles para llevar a cabo nuestro trabajo y poner a disposición de los clientes los bienes o servicios que proporcionamos. En otras palabras, se refieren a los costes inherentes de prestar nuestros servicios. 

Estos gastos son deducibles porque pueden reducir nuestras obligaciones tributarias, lo cual es una excelente ventaja cuando queremos impulsar y hacer crecer nuestra empresa o negocio. 

Sin embargo, a veces podemos enfrentarnos a ciertos problemas con los costes de nuestro negocio (ya sea por falta de capital o por una mala racha económica). Para mejorar la liquidez del capital de nuestra empresa, y al mismo tiempo contar con un transporte moderno y bien equipado, podemos recurrir al renting fijo, cuya cuota mensual puede deducirse incluso hasta un 100%. En Renting Finders te contamos todo lo que debes saber al respecto. 

El renting fijo: deducibilidad en IVA y en IRPF

En primer lugar, debes saber que las cuotas mensuales del renting te permiten deducir dos importes en concreto: el IVA y el IRPF. Ambos tienen sus diferencias, las cuales te explicamos a continuación.

Renting deducible en IRPF

En la ley del IRPF se utilizan categorías muy específicas para dividir la deducibilidad de los coches alquilados. La norma establece lo siguiente:

“Para que el coche tenga la consideración de elemento patrimonial afecto, y por tanto pudiéramos deducir la base imponible de las cuotas de renting, sería necesaria la afectación exclusiva a la actividad.”

Esto quiere decir que sólo podrás deducir el IRPF si se demuestra que el vehículo tiene un uso exclusivo para el negocio o empresa; en caso de usarlo ocasionalmente para actividades privadas, ya no podrás deducirlo por completo. Ahora bien, ¿cómo se demuestra que estás usando el coche solo para tu actividad laboral? A continuación te explicamos.

Si solo utilizas el vehículo con fines comerciales, y deseas deducir tanto el IRPF como el IVA al 100%, debes contar con algunas de las siguientes pruebas:

1. El coche debe estar rotulado con la imagen o el logotipo de la empresa o negocio.

2. El automóvil puede ser un vehículo mixto donde se transporten herramientas y materiales de la empresa. 

3. Contar con hojas de rutas, firmas y contratos con clientes donde se demuestre la necesidad de desplazarse en el vehículo.

4. Tener otro coche a tu disposición.

5. Tener justificantes de parkings, peajes y gastos de manutención en distintos municipios.

6. Incluir las facturas de gastos en combustible y alojamiento. 

En conclusión, para demostrar la exclusividad del coche es necesario ser muy metódico y tener todos los documentos a la mano. No obstante, sin duda es una labor que merece la pena, considerando todo el dinero que nos podemos ahorrar.

Las mejores ofertas de Renting particulares

Estrena coche nuevo con nuestro renting

Fiat 500 Dolcevita 1.0 Hybrid
desde 279 € mes / IVA incl.
renting Fiat 500 Dolcevita 1.0 Hybrid
Más información
Volkswagen Polo 1.0 TSI Life
desde 299 € mes / IVA incl.
Renting Finders Volkswagen Polo Life Blanco Compacto Oferta
Más información
Kia Rio 1.2 DPi Concept
desde 313 € mes / IVA incl.
Renting Finders Kia Rio Concept Clear White Compacto Cuota
Más información

Renting deducible en IVA

La ley del IVA se maneja mediante la presunción en relación a las cuotas soportadas por la obtención de vehículos. Es decir, establece lo siguiente: 

“Se presumirán afectados al desarrollo de la actividad empresarial o profesional en la proporción del 50%.” 

Por lo tanto, si utilizas el coche para tus actividades comerciales, pero también para otras actividades secundarias, de todos modos puedes deducir un 50% del IVA a través de este servicio. 

En cambio, si utilizas el coche solo para ciertas actividades específicas, se tendrá una presunción distinta: “Estos vehículos se presumirán afectados al desarrollo de la actividad empresarial o profesional en la proporción del 100%.” Esta presunción aplica para estos casos:

1. Trabajo de autoescuela.

2. Transporte de mercancía o pasajeros.

3. Servicios de vigilancia. 

4. Agente o representante comercial. 

En conclusión, si utilizas tu coche de renting para algunas de las actividades mencionadas anteriormente, podrás deducir el IVA hasta un 100%, siempre y cuando cuentes con las pruebas y soportes necesarios para comprobar el ejercicio comercial. De no ser este el caso, igualmente obtendrás una deducción del 50%.

¿No sabes cómo contabilizar tu coche de renting? Te lo contamos en este artículo.

Ventajas del renting fijo para autónomos y empresas

1. Liquidez y ahorro financiero

En comparación con la compra o financiación de un coche, el renting te permite ahorrar y reducir costes considerables. Asimismo, esta modalidad te permite liberar recursos de tesorería que te servirán para hacer frente a otros gastos, ayudando en la rentabilidad de los activos. 

Y no solo esto, sino que el renting sin entrada te ayuda a no tener que endeudarte ni entrar en préstamos para hacer frente a entradas o pagos iniciales, como ocurre en el caso de la compra o financiación. De esta forma, podrás disponer de ese capital para financiar préstamos relacionados con tu actividad, o para invertirlo.  

2. Certeza financiera

El renting ofrece seguridad financiera porque se trata de un gasto fijo que no sufre de fluctuaciones, es decir, no se ve alterado por intereses, inflación u otros inconvenientes. Además, el renting se presupuesta de una manera fácil, sin tener que lidiar con la incertidumbre de no saber cuánto gastaremos en averías y mantenimiento, pues estos gastos están contemplados en la cuota mensual. Por esta parte, no tendrás gastos sorpresa o extras inesperados. 

3. Accesibilidad y buena imagen

El renting de coches se caracteriza por su fácil acceso y por su maleabilidad; pues consiste en un servicio completamente personalizado que se adapta a tus necesidades. Asimismo, el renting te permite renovar la flota de vehículos de forma periódica, lo que ayuda a que la imagen de tu empresa se mantenga siempre actualizada y resulte llamativa para los clientes. 

Como puedes apreciar, el renting fijo, de 2 a 5 años, puede ser una excelente alternativa de ahorro para tu empresa o negocio, pues no solo te permite deducir el IVA y el IRPF, sino que además te evita los gastos imprevistos en averías y mantenimiento. 

Si te interesa probar esta modalidad, te invitamos a que visites nuestro catálogo vehículos de renting, donde encontrarás los modelos más recientes e innovadores del mercado. Estaremos encantados de comentarlo contigo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sigue leyendo en Renting Finders

Entradas relacionadas

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

O llámanos tú al
91 078 39 50

Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h