Eva / 24 diciembre 2019

Cómo preparar tu coche para el invierno

Además de hacer el cambio de armario cuando pasamos del calor del verano al otoño, el coche también necesita estar preparado para el frío, o incluso la nieve, cuando caen las temperaturas y llega el invierno.

Si deseas ahorrar, es clave que prepares tu vehículo para el invierno, por lo que es necesario hacer ciertas revisiones de los frenos, los neumáticos, el limpiaparabrisas o el aceite del motor, entre otras exploraciones para evitar una avería o hasta incluso un accidente en el peor de los casos. 

Por nuestra seguridad es recomendable no solo tener cuidado en la carretera sino preparar el coche para evitar cualquier susto. Compartiremos algunos consejos que se deben tener en cuenta para tener los coches en buen estado durante el invierno.

Consejos durante el invierno

Nunca está de más poder hacer una revisión exhaustiva de todos los componentes, pero algo bastante importante que se debe tener en cuenta es donde aparcamos el coche, aparcarlo bajo algún techo es primordial para que sobreviva a las heladas noches de esta época.

Cuando dejamos nuestro coche a la intemperie en la calle, nos arriesgamos a que amanezca lleno de nieve acumulada en el parabrisas, por lo que habrá que limpiarla con cuidado para no tener problema y terminar dañando las escobillas luego.

Cómo preparar tu coche para el invierno

Un truco interesante para poder despejar o descongelar los cristales del coche es usar alcohol, es menos arriesgado que aplicar agua caliente, ya que esto puede fracturar el cristal al ser un cambio brusco en la temperatura.

Batería

En invierno las baterías tienden a desgastarse, incluso agotarse mucho más rápido por el tema de la tensión adicional que ejerce el frío sobre ellas. También pueden desgastarse por el mayor trabajo que ejerce el motor, al estar el aceite más espeso por la temperatura.

Es importante examinar detalles como la corrosión en los terminales o acudir a un profesional para que compruebe el estado de la batería.

Neumáticos para el invierno

Los neumáticos son una parte primordial del coche y es necesario vigilar su estado para una conducción segura. Es muy importante comprobar las presiones y el desgaste de los neumáticos para asegurar un mayor agarre al asfalto. 

Los sistemas de seguridad que pueda tener el coche, pueden fallar si no se tienen los neumáticos adecuados para el invierno. Cuando hay bajas temperaturas es necesario equipar el coche con neumáticos capaces de ofrecer más tracción para subir pendientes, tener un mejor control del vehículo y también tener un buen agarre en carreteras frías y húmedas. 

Además es necesario llevar cadenas en el coche si se viaja a una zona de montaña en la que la nieve puede dificultar nuestra ruta.

Seguridad en los frenos

En el caso de los frenos, su correcto funcionamiento depende del líquido de frenos, es muy importante revisar si el nivel está bajo o si puede haber alguna fuga. Normalmente con el frío este líquido puede ensuciarse fácilmente. Si las temperaturas bajan mucho puede, incluso, congelarse y quedar en mal estado.

Revisar los amortiguadores, los discos o las pastillas, igualmente, es fundamental. Un pequeño sonido extraño al frenar puede significar un cambio de pastillas o discos en mal estado. Es bueno acudir al taller para esto y más cuando no se posee mucha experiencia en el tema.

Comprobar y rellenar el limpiaparabrisas

Aunque muchos no le den la importancia que se merece, comprobar el nivel del líquido de limpiaparabrisas y rellenarlo con el líquido adecuado es fundamental. Llenar el depósito de nuestro coche con agua puede ser una mala idea cuando hace mucho frío, ya que se puede congelar, incluso favorecer  la congelación del parabrisas.

Otro de los consejos que os damos, es prestar atención a los limpiaparabrisas, en invierno su uso es mayor y se debe comprobar su estado, sin grietas o fisuras, para tener una buena visibilidad. Además, es recomendable usar escobillas especiales para la nieve, es una inversión bastante económica y fácil de instalar.

Estos consejos pueden resultar obvios, pero a veces los olvidamos y son esenciales para el cuidado del coche y para la seguridad de todos, además de cuidar el motor con el lubricante que mejor se ajuste a sus necesidades.

Esperamos que estos consejos para los coches en momentos donde la nieve llega a nuestra puerta, te sean de utilidad y además puedan ser de ayuda para estar mucho más preparado.

top