Laura / 19 septiembre 2020

Los asistentes de conducción más populares y los más molestos

¿Quieres conocer cuáles son los asistentes a la conducción más populares y los más molestos? Pues sí, aunque te pueda parecer contradictorio pues estos sistemas han sido concebidos para facilitar el manejo, ciertos conductores piensan que más que ayudar son un verdadero disgusto; por otra parte, hay quienes son verdaderos fans de otros asistentes.  

¿Por qué son necesarios los asistentes a la conducción?

Aunque muchos insisten que los sistemas de ayuda a la conducción pocas veces evitan que se produzca un accidente, lo cierto es que las investigaciones científicas concluyen en que gracias a ellos los coches de la actualidad son mucho más seguros.

Los asistentes a la conducción se engloban con las siglas ADAS (Advance Driver Assistance Systems). Estos son solo algunos de ellos: 

  • Frenado autónomo de emergencia con detección de peatones.
  • Mantenimiento activo en el carril.
  • Detección de ángulo muerto.
  • Reconocimiento de señales de tráfico.
  • Sistema de detección de fatiga.
  • Alerta de tráfico trasero.
  • Alerta de cambio involuntario de carril.

Estimaciones de la Dirección General de Tráfico (DGT) estiman que si todos los coches que circulan por España contaran con estos dispositivos, en los próximos diez años se evitarían unos 51.000 accidentes y sus consecuencias: unas 10.500 muertes y 60.000 heridos de gravedad.

Ciertamente, con toda esta tecnología la seguridad en las carreteras debería estar garantizada. En tal sentido, la empresa estadounidense Consumer Reports (CR) realizó un estudio entre 2015 y 2019 en el que se evaluaron 72.000 vehículos. 

La investigación arrojó que el 57% de los conductores afirma que al menos uno de estos asistentes a la conducción les ha librado de un accidente, fundamentalmente el detector de ángulo muerto, el asistente de salida de aparcamiento y el frenado de emergencia.

En la Unión Europea se ha acordado que todos los vehículos nuevos a partir del 2022 deben estar equipados con sistema de limitación de velocidad, frenada automática de emergencia, asistente de mantenimiento en el carril y detector de fatiga. 

De hecho, desde el 2014 la evaluación de seguridad de Euro NCAP otorgaba un reconocimiento a los vehículos que cuentan con frenado de emergencia y asistente de mantenimiento en el carril. Al día de hoy se han incorporado el aviso de cinturón abierto para todos los puestos y el limitador de velocidad.

Lo cierto es que la industria automotriz enfrenta el reto de desarrollar tecnologías cada vez más efectivas con la finalidad de garantizar la seguridad del conductor y los pasajeros, y los sistemas de asistencia a la conducción son piezas claves en este sentido: cámaras, sensores y radares aseguran que nuestro trayecto será seguro y confortable.

Los más populares asistentes a la conducción 

Ante el esfuerzo de las diferentes casas por ofrecer tecnología de seguridad que haga que el público elija sus coches, es normal que las preferencias se inclinen por uno u otro sistema. En el 2019 Bosh ordenó una encuesta para conocer la opinión de los españoles acerca de los más ventajosos adelantos tecnológicos en materia de asistentes a la conducción. A continuación presentamos cuáles son los más populares entre los españoles. 

Asistente de aparcamiento. Es el preferido en nuestro país; mediante cámaras que brindan una visión de 360º, este sistema maniobra por ti calculando las distancias para prevenir cualquier colisión. 

Frenada de emergencia. Un radar en el paragolpes delantero detecta si hay peligro de colisión y frena el coche si  el conductor no reacciona, ya se trate de que el vehículo que va adelante se detenga, que otro coche irrumpa en nuestro carril o que haya peatones. Funciona conjuntamente con el ABS y el control de estabilidad. Dado que la mayoría de los accidentes se produce por colisiones traseras, resulta de suma utilidad.

Reconocimiento de señales de tráfico. Muestra en panel del navegador a qué velocidad máxima se puede circular, lo que resulta de gran utilidad cuando se va en carretera.

Por su parte, las opiniones acerca del asistente de mantenimiento en el carril parecieran estar divididas: mientras que unos desean contar con este sistema en su próximo coche, otros tantos conductores prefieren obviarlo.

¿Y los asistentes a la conducción que enfadan a los conductores? 

Por curioso que parezca si se piensa en que todos los conductores quieren asegurar su seguridad y la de sus pasajeros, estas tecnologías resultan realmente molestas para algunos. Por ejemplo, por un estudio de 2019 de J.D.Power realizado entre 20.000 conductores en Estados Unidos, sabemos que más del 60% afirmó haber desconectado todos los asistentes a la conducción. 

Entre los menos populares están el asistente de mantenimiento en el carril y sus las alertas. En España, los asistentes que menos simpatías cuentan entre los conductores, son los siguientes: 

Alerta de cambio involuntario de carril. Si el conductor no ha colocado las intermitentes, el sistema interpreta que el coche está cambiando de carril sin que el conductor lo desee. Las señales acústicas o visuales no son bien recibidas por la mayoría de los conductores, ni tampoco la vibración en el volante; sin embargo, muchos conductores prefieren esta última.

Asistente de mantenimiento en el carril. Esta ayuda gira la dirección para mantener el coche en el carril cuando está por cruzar una línea sin que el conductor hubiese activado las intermitentes. Aunque puede evitar accidentes, este asistente incomoda a muchas personas, ya que es posible tocar las líneas sin estar distraídos.

Control de velocidad adaptativo. Este sistema mantiene la velocidad y la distancia con el vehículo que va adelante. El problema que muchos conductores encuentran a este sistema es que en ocasiones no detecta que se está cambiando de canal y limita la velocidad; esto hace que se circule muy despacio por el canal izquierdo, lo cual puede resultar peligroso. 

En definitiva, nadie puede negar el gran aporte en materia de seguridad de los asistentes de la conducción, y su papel protagónico en el desarrollo de coches cada vez más autónomos. Cada conductor tiene la responsabilidad de decidir el uso que hará de estos sistemas que, pese a que pueden incomodar en algún momento, pueden evitar accidentes y sus consecuencias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sigue leyendo en REnting Finders

Entradas relacionadas