Glosario de términos

Sonda lambda

La sonda lambda del coche, también conocida como sensor de oxígeno, es una pieza poco conocida de nuestro motor, que mide la concentración de oxígeno para que la mezcla en la combustión sea perfecta.

La sonda lambda también monitoriza la calidad del aire que va a salir por el tubo de escape del vehículo. Es un sensor y componente fundamental para este control y de ella depende que el motor del coche pueda calcular el combustible necesario en cada momento, manteniendo la proporción idónea y una composición constante en la mezcla de oxígeno y combustible.

Si hay mucho O2 en los gases de combustión, la mezcla en la combustión tiene exceso de aire, pero si hay poca cantidad de oxígeno, es buena señal y la mezcla en el motor es óptima.

Se puede decir que la sonda lambda es un filtro inteligente del coche que combina de manera eficiente el oxígeno con el combustible, como resultado se obtiene una combustión más amigable con el medio ambiente. Este dispositivo genera una disolución de combustible con oxígeno que es identificada con el símbolo griego Lambda «Λ».

Funcionamiento de la sonda lambda

El mecanismo utilizado por los motores que producen explosión de gasolina tiene la particularidad de que emiten al menos un 80% de nitrógeno, y éste se expulsa de manera directa al aire, al igual que el monóxido de carbono.

La sonda lambda realiza una mezcla ideal de oxígeno con hidrocarburos, resultando una relación precisa de 14,7 kg de aire para 1 kg de gasolina. Este proceso se denomina relación estequiométrica o factor lambda.

La sonda lambda está fabricada a partir de un elemento cerámico, que a una temperatura de 300 C° se vuelve permeable. El interior es hueco y está hecho de zirconio o titanio, aunque los materiales usados en su manufactura varían de acuerdo al fabricante.

Cómo detectar si la sonda lambda está fallando

Se pueden dar dos situaciones que indique que la sonda Lambda está fallando:

  • Si hay más aire y menos combustible se pueden generar problemas en la combustión e incluso puede hacer que el vehículo se pare. 
  • Si hay más combustible y menos aire se produce más hollín y monóxido de carbono, y contamina más porque el motor no es capaz de quemar todo el combustible.

Un mecánico profesional identifica de forma fácil los problemas en la sonda lambda, además dicha reparación se puede catalogar de mecánica sencilla, dependiendo del tipo de vehículo.

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

    O llámanos tú al
    91 078 39 50

    Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
    Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h