Glosario de términos

Cabrio

Cada vez son más los fabricantes que emplean la palabra cabrio para referirse a un vehículo descapotable, también denominado convertible. El motivo muchas veces es debido a cuestiones de marketing, ya que suena mejor. Estos no son los únicos términos que utilizan los fabricantes para hacer referencia a estos coches, ya que también se pueden denominar targa, roadster, cabriolet, spider o spyder, pero tienen sus diferencias.

Tipos de coches descapotables

Originalmente construir un coche sin el techo tradicional era mucho más barato para los fabricante, ya que utilizaban capotas de lona. Sin embargo, con la evolución tecnológica los clientes se volvieron más exigentes dando lugar a un amplio abanico de coches descapotables más sofisticados, diciendo adiós a las clásicas capotas de lona y surgiendo así nuevos modelos.

Descapotables cabrio

La palabra cabrio tiene su origen en la palabra francesa cabriolet, haciendo referencia a la tradicional carroza biplaza que se empleaba en Francia y que tenía un toldo plegable a modo de fuelle. Hoy en día se emplea para denominar a todo vehículo, aunque técnicamente se refiere a aquellas versiones coupé o berlina a cielo abierto y con cuatro o más plazas.


La forma en la que se pliega el techo es otra de las diferencias de los coches cabrio. El techo puede ser de lona, tela, plástico o vinilo. En los cabrios esta lona se abre y cierra de manera mecánica dentro del propio coche. A simple vista no se ve porque queda oculto entre las plazas de detrás y el maletero. Este tipo de vehículos son de 2+2. Un ejemplo de este tipo de coche es el Mercedes Benz Clase S Cabrio o el BMW Serie 4 Cabrio.

Descapotables coupé-cabrio

Este término se acuñó en la última década del siglo XX y hace referencia a los descapotables de techo rígido que se pliega mecánicamente. Este sistema permite realizar distintos tipos de carrocería. Estos techos tienen la ventaja de que no hacen ruido, mantienen la temperatura y son más seguros. La desventaja es que requieren de un mayor espacio para guardar la cubierta superior, de ahí que su parte trasera sea tan prominente. Otra característica que les hace inconfundibles es que se dividen en tres volúmenes, siendo el maletero el que ocupa gran parte de la carrocería.

Descapotables convertibles

Cada vez se utiliza menos el término convertible, que hace mención a los primeros modelos descapotables que tenían un techo que no siempre se ocultaba en el maletero, sino que se mantenía plegado a la vista o, incluso, desmontado. Esta capota puede ser rígida o de otro material, pero siempre es flexible. Por este motivo, estos vehículos poseen una configuración especial de chasis con el fin de soportar las fuerzas de la rigidez torsional.

Otros tipos de vehículos descapotables

Hemos hecho referencia a los coches descapotables denominados aunque el concepto de vehículo descapotable es mucho más amplio, ya que abarca también aquellos vehículos que tienen una capota que se pliega hacia atrás, incluyendo a veces la luneta trasera.

Asimismo, también se les consideran descapotables a estos vehículos:

  • Roadster o spydercoches: deportivos biplaza.
  • Targa: semidescapotables.
  • Hardtop: con techo rígido desmontable.
  • T-top: con una arista central que une el parabrisas y el arco trasero.
  • Laundalet: vehículos tipo limusina.
  • Barqueta: carecen de techo, capota, ventanillas y parabrisas.

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

    O llámanos tú al
    91 078 39 50

    Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
    Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h