GLosario de términos

Permanencia

El renting es un contrato de alquiler a largo plazo, con un compromiso de permanencia de 12 a 60 meses, que se emplea para poder disfrutar de algunos bienes y servicios específicos. En el caso del renting se trata de un coche.

Cuando tú firmas este contrato, una de las ventajas que tienes es que puedes establecer el tiempo determinado de cumplimiento de contrato del renting del vehículo.

Esto quiere decir dos cosas: que al término de los meses que hayas decidido debes devolver el coche y que rescindir el contrato de renting antes de tiempo conlleva una penalización por romper el compromiso de permanencia.

¿Por qué existe el compromiso de permanencia?

Cuando acudes a una empresa de renting de vehículos para solicitar un coche, uno de los factores que más se tienen en cuenta para calcular la cuota fija mensual es el valor residual que tendrá el vehículo en el momento en el que sea devuelto.

Cuanto más bajo sea este valor residual, más alta será la cuota. Las empresas de renting de coches o los concesionario tienen que ver compensado el precio del vehículo al no venderse de forma directa.

En el renting de vehículos siempre se entregan coches nuevos y existen numerosas ofertas. Esto quiere decir que el coche que tú devuelves no puede volver a ser usado para otro renting, y su valor será mucho menor de lo que era al principio. A esto se le llama valor residual.

Con todos estos datos las empresas de renting de vehículos hacen todos sus cálculos en base al número de meses de alquiler que está indicado en el contrato. Es la forma que tienen de asegurarse de que va a ser rentable, tanto para ellos como para el cliente, una vez se haya cumplido el periodo de renting completo.

De hecho, gracias a la posibilidad de negociar el pago de una cuota asequible durante un determinado número de meses, las empresas de renting disponen de numerosas ofertas y servicios que permiten al cliente poder disfrutar de los últimos modelos de cualquier marca de coche.

Por ello, las empresas de renting de vehículos quieren asegurarse el cumplimiento con una permanencia.

¿Qué pasa si incumplo la permanencia pactada?

En el caso de que decidieras devolver el vehículo de renting antes del cumplimiento del contrato tendrías que pagar una penalización. Esta debe venir establecida en el propio contrato por parte de la empresa de renting de coches o concesionario.

Por lo general esta penalización supone un porcentaje del 30 al 50% de las cuotas mensuales que queden pendientes de pagar, siendo más o menos flexible en función de la empresa de renting de coches. Aunque es conveniente que te asegures bien antes de firmar el contrato de renting para que sepas a qué atenerte si te ves obligado a cancelarlo antes de tiempo.

Además de que el coche debe estar en buen estado. De lo contrario tendrías que hacerte cargo de los gastos de reparación y puesta a punto, ya que la empresa de renting de coches no se hará responsable de dichos gastos. En cambio en el contrato si se incluirán otras coberturas como el seguro del coche, el mantenimiento o los neumáticos.

Por último, si has superado el límite de kilometraje, también tendrás que pagar los kilómetros que hayas sobrepasado acorde el precio marcado en el contrato.

Si quieres cancelar el contrato por motivos económicos siempre puedes tratar de negociar una rebaja en la cuota mensual a cambio de permanecer más tiempo con el renting, si tienes suerte puede que la empresa sea flexible.Pero es mucho mejor que te informes de todas las ofertas y ventajas y lo tengas todo claro desde el principio, y así lograr el cumplimiento de contrato de renting de forma íntegra.

top