Glosario de términos

Batería de iones de litio

La batería de iones de litio es un dispositivo que almacena energía eléctrica mediante el empleo de un electrolito de litio que aporta los iones necesarios para la producción de energía.

El litio es un metal que tiende a desprender su electrón más superficial. Los electrones permiten que se genere la electricidad, y como el litio los desprende con mayor facilidad esto se traduce en una rápida generación de energía.

Muchos de los dispositivos actuales, como Smartphone, ordenadores portátiles o tabletas, vienen con baterías de iones de litio. Estas tienen una mayor capacidad para almacenar energía en menores unidades de peso.

¿Cómo ocurre la carga y descarga de una batería de iones de litio?

Las baterías tienen un esquema principal que contempla los siguientes elementos:

  • Ánodo o electrodo negativo: desprendimiento de los electrones.
  • Cátodo o electrodo positivo: sustancia que acepta los electrones.
  • Electrolito: equilibra las cargas positivas y negativas.

Las baterías de iones de litio poseen un ánodo de coque, materia similar al grafito, y un cátodo de óxido de cobalto. Los iones de litio viajan de un extremo a otro mediante el electrolito, de acuerdo al ciclo de carga y descarga. También el ánodo y el cátodo se vinculan mediante un conductor externo por donde solo circulan los electrones.

Cuando todos los iones de litio están en el ánodo significa que la batería está cargada. Al alimentar al coche, ordenador o móvil, los iones de litio fluyen en dirección contraria: desde el ánodo hacia el cátodo, produciéndose la descarga. 

Ventajas

  • Energía: por su tecnología, las baterías de iones de litio acumulan más energía en menor unidad de peso y volumen.
  • Voltaje: estas baterías presentan un alto voltaje por célula, proporcionando 3,7 voltios, superior a baterías como Ni-MH o Ni-Cd cuyo voltaje es de 1,2.
  • Larga vida en vehículos eléctricos: estas baterías muestran una utilidad que supera los 3.000 ciclos de carga y descarga.

Recomendaciones y vida útil de las baterías

  • Cargar la batería antes de llegar al 0%: al descargarse por completo, las baterías de iones de litio requieren un número mayor de ciclos de carga, lo que con el tiempo afecta su utilidad. Lo recomendado es esperar hasta un 20% de descarga para renovar la energía.
  • Desconecta la batería al llegar al 100%: cuando tu batería llegue al 100% de su capacidad debes desconectarla. De esta manera evitas los «miniciclos» que terminan disminuyendo su vida útil.
  • Almacenamiento: resguarda tus baterías de iones de litio en un lugar fresco, en caso de que debas guardarlas. Déjala con una carga de 40% y mantenla a 15ºC
  • Usa el cargador que le corresponda a tu batería: un cargador que se conecte a una batería que no le corresponda puede sobrecalentarla. Renueva la energía de la batería de iones de litio con su cargador específico.

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

    O llámanos tú al
    91 078 39 50

    Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
    Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h