Glosario de términos

Trócola

Según el diccionario de la Real Academia Española (RAE), el significado de trócola es polea. Sin embargo, para el mundo de la automoción no es tan sencillo, ya que la trócola no es una pieza como tal, si no que puede hacer referencia tanto a la junta homocinética como a la junta de la trócola.

El término trócola proviene de los anuncios de Puritos Reig emitidos en la radio por el dúo humorístico Gomaespuma, durante la retransmisión de los partidos de fútbol en la Cadena Ser. En esta publicidad se hablaba de un señor que lleva su coche al taller para arreglar la trócola y al saber el precio de la factura, empieza a fumar puros para aliviar su ansiedad.

La junta homocinética conecta los ejes rígidos propulsores con las ruedas motrices, y la junta de la trócola es el fuelle o junta del palier, que también se le conoce como guardapolvo. No existe una pieza llamada trócola como tal, si no que puede hacer referencia a cualquiera de estas dos juntas. ¿Quieres descubrir cuál es la función de cada una de ellas? Entonces sigue leyendo.

¿Qué es la junta homocinética?

La junta homocinética es una unión de tipo mecánica entre dos ejes motrices que están seguidos, pero que no son continuos. Un ejemplo es el cardán de transmisión de un camión, que se encarga de transmitir el movimiento del cambio al eje trasero. Esto es debido a las juntas homocinéticas. Gracias a ellas el movimiento se transmite sin perder velocidad angular entre dos ejes que no tienen porqué estar alineados.

En el caso de los turismos, este tipo de juntas se encuentran entre el palier y las ruedas. Su labor es garantizar que el movimiento de las ruedas sea flexible, pero a la vez controlado, aunque actúen fuerzas externas provenientes de la propulsión, la dirección, la amortiguación o de cualquier combinación doble o triple de las mencionadas fuerzas.

Hay que tener en cuenta que si no hubiera juntas homocinéticas, no existiría dirección en el eje motriz de los vehículos.

¿Qué es la junta de la trócola?

Dicho de una manera más sencilla, la junta de la trócola es una polea que ayuda, mediante una correa o cadena, a transmitir la potencia del motor a cada uno de los componentes del coche para que pueda moverse y tener una direccionalidad. En definitiva, para que se pueda mover el vehículo desde el volante.

Con lo visto hasta aquí, si hubiera que dar una definición sencilla y breve con esta segunda acepción, esta sería la siguiente. La trócola de un vehículo es una rueda acanalada que se mueve alrededor de un vehículo. Es por eso que también recibe el nombre de trócola de cadena. Por el canal pasa una cadena en la que por sus extremos actúan la potencia y la resistencia. En resumen, es una polea similar cuya función es similar a las que se usan para el tractel manual.

No se debe confundir con la junta de culata, que lo que hace es separar el bloque de motor de la culata y soporta las explosiones del motor, efectuando un cierre hermético para evitar que los gases de la combustión lleguen al agua de refrigeración o al circuito de lubricación del motor.

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

    O llámanos tú al
    91 078 39 50

    Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
    Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h