Laura / 17 diciembre 2020

¿Xenón o Led? Ventajas e inconvenientes de los coches con faros led y xenón

¿Xenón o Led? ¿Qué tipo de tecnología lumínica es mejor? Hoy te vamos a presentar las diferencias, las ventajas y los inconvenientes que tienen los grupos ópticos de Xenón y de Led.

Los faros y pilotos del coche son un elemento primordial en cuanto a seguridad activa se refiere; cuanto mejor sea la visibilidad y se pueda ver a distancia, mayor será la capacidad de reacción al conducir. Por este motivo, vamos a conocer las diferencias entre las tecnologías de iluminación como son el xenón y el led, para poder elegir la opción más ventajosa al circular. 

Características de los diferentes grupos ópticos 

Los fabricantes de automóviles utilizan muchos tipos de iluminación entre los que se encuentran los halógenos, los xenón, los led e incluso los láser. Los faros halógenos son los que equipan, de serie, la mayoría de los vehículos, sobre todo los que pertenecen a segmentos inferiores. 

Si se compara con los sistemas led, láser o incluso xenón, el rendimiento de la tecnología halógena es claramente inferior. La tecnología láser es la última en llegar al mercado y únicamente está disponible en modelos de gama Premium. La mayor diferencia pasa por el precio, que puede llegar a superar los 11.000 euros, pero también destaca por tener un mayor alcance y luminosidad. 

Un faro halógeno tiene un alcance de 60 metros mientras que el xenón llega hasta los 90 metros. Por su parte, los faros led llegan hasta los 300 metros y los grupos ópticos láser hasta los 600 metros. 

Los faros xenón, uno de los primeros del mercado

Los faros de xenón llegaron al mercado después de las luces halógenas y se empezaron a equipar en 1991; concretamente en el BMW Serie 7. Desde ese momento, el uso se ha ido extendiendo, aumentando su alcance y prestaciones y mejorando sus características:  

  • Funcionamiento sencillo: los faros de xenón se encienden gracias a un arco que se encuentra entre dos electrodos unidos en gas xenón a alta presión. El gas es el hilo conductor que emite luz al paso de la corriente eléctrica. Necesita un impulso de alta tensión. Ofrecen una gran potencia lumínica y un gasto eléctrico inferior a los halógenos.
  • Vida útil: la vida útil de los faros de xenón es de alrededor de unos cinco años, lo que significa que posee una mayor durabilidad que las bombillas halógenas. 
  • Potencia de iluminación: los faros de xenón tardan entre uno y tres segundos en alcanzar su máxima potencia de iluminación y consumen mucha menos energía que los faros halógenos. Los faros de xenón están compuestos por una centralita y una bombilla que comparten tecnología. 

Así mismo, los faros de xenón tienen algunas desventajas como por ejemplo: 

  • Desmontaje complejo: según el tipo de modelo de coche, montar y desmontar los faros o el kit de xenón es algo complicado y se necesita un mecánico especialista para realizar el cambio. 
  • Deslumbramientos: otro de los inconvenientes de los faros de xenón es que deslumbran con facilidad, de ahí que incluyan un sistema de regulación automática de altura.

Los faros de led, el poder de la luminosidad

Los faros de led se están convirtiendo en el sustituto natural de los faros de xenón. Estos grupos ópticos están formados por varios grupos de diodos led. Este tipo de tecnología ofrece una vida útil de más de 10.000 horas. Emiten una luz de 5.500 grados Kelvin, una potencia similar a la de la luz solar y cuentan con un muy bajo consumo energético. 

  • Los faros de led se caracterizan por su consumo controlado de energía en relación con la luz emitida. 
  • La luz que emiten es blanca por lo que es más difícil deslumbrar al resto de conductores de la vía. 
  • Al contrario de lo que sucede con los faros de xenón, la tecnología led es capaz de iluminar, a plena intensidad, en fracciones de segundo. 
  • Además, los sistemas led ofrecen el 100% de los lúmenes al instante, es decir, no tienen latencia lumínica y el tiempo que transcurre desde que el led se enciende hasta que emite luz al 100% de su capacidad, es muy reducido.
  • Los sistemas de faros led son sistemas de iluminación adaptativos, es decir, son capaces de modificar el haz y adaptarlo a las condiciones de la carretera cambiando, de forma automática, entre luces cortas y largas. 

A día de hoy, la diferencia de precio entre ambas tecnologías es mínima, por lo que la elección dependerá de la opinión y preferencia de cada usuario. La percepción de cada conductor ante la iluminación que proporciona una tecnología u otra es decisiva. 

Mantenimiento del sistema de iluminación e inspección técnica de vehículos

No obstante, aunque tu coche tenga algunos de los mejores sistemas de iluminación del mercado, es necesario prestar atención al correcto mantenimiento del vehículo. La vida útil de los faros led y xenón está garantizada pero siempre es aconsejable comprobar el buen funcionamiento de las luces, principalmente en las estaciones con más riesgo de meteorología adversa como puede ser el otoño y el invierno. 

No solo tienes que revisar el haz de luz, también hay que mirar con detenimiento las cúpulas de los faros para evitar posibles filtraciones de agua. Recuerda que los faros son la primera barrera de seguridad en la carretera. 
Es importante destacar que, si se cambia el sistema de iluminación, además de no pasar la ITV, te pueden multar. Si el agente denuncia el equipamiento no homologado, la multa podría ascender a los 200 euros y no implica la retirada de puntos del carnet. No obstante, si el agente considera que hemos podido provocar deslumbramiento, la infracción llegaría hasta los 300 euros y la retirada de dos puntos del carnet.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sigue leyendo en REnting Finders

Entradas relacionadas