Glosario de términos

Vehículo rígido

Un vehículo rígido o camión es un vehículo motorizado utilizado para tareas de transporte y distribución de carga o mercancía. Normalmente están destinados a transportar cargas pequeñas o frágiles. 

Este tipo de camiones se diferencia de los articulados en que los rígidos tienen una cabina y un espacio para la carga, y ambos están unidos en una única estructura. Suelen tener una longitud de hasta 12 metros y una MMA (Masa Máxima Autorizada) de hasta 32 toneladas.

La Dirección General de Tráfico (DGT) define un vehículo rígido como aquel que cuenta con cuatro ejes con dos direccionales, cuando el eje motor está equipado con neumáticos dobles y suspensión neumática o equivalente a escala comunitaria, o cuando cada eje motor está incorpora neumáticos dobles y la masa máxima de cada eje no excede de las 32 toneladas. 

Asimismo, la DGT considera vehículos rígidos a aquellos equipados con 4 ejes y que no excedan las 31 toneladas de masa máxima. Es por esto que a las furgonetas también se las incluye en los llamados vehículos rígidos.

Características de un vehículo rígido

Por lo general, para el transporte de mercancías por carretera, uno de los vehículos más utilizados es, sin duda, el camión. Este puede ser rígido o articulado, de distintos tamaños, características y usos. En este caso, nos vamos a centrar en las principales características de los vehículos rígidos:

  • Tamaño: pueden alcanzar hasta 12 metros de longitud, pero también los hay de 6 metros. Los de menor tamaño suelen ser el medio de transporte perfecto para prestar servicios a pequeñas empresas y repartir sus mercancías o distribuir sus productos.
  • Estructura: si algo diferencia a los camiones rígidos de otro tipo de transporte es que su estructura está realizada en una única pieza. La caja de carga del camión está unida a la cabina. Aquí también se incluyen el resto de componentes de la estructura como el chasis y los largueros rígidos que unen todos los elementos del vehículo.
  • Otros detalles: algunos de estos vehículos rígidos pueden llevar puerta elevadora y separadores de mercancía internos con lo que se facilita la carga y descarga de la mercancía del camión. Pueden ser de 2, 3 y 4 ejes e incluso algunos de ellos, tienen el compartimento de carga de tipo frigorífico con temperatura controlada, para llevar aquellos productos que necesiten de transporte en frío.

¿Para qué se utilizan los vehículos rígidos? 

Los camiones de tipo rígido, además de llevar carga y mercancías, también pueden arrastrar un remolque. Normalmente este tipo de vehículos están destinados a cargas pequeñas o frágiles que circulan por carretera pero en distancias cortas o medias.

Hay numerosos tipos de camiones clasificados según su tamaño, su uso, su categoría o su tipo de ruedas. Existen camiones de mudanzas, de mensajería, de bomberos, de emergencias, frigoríficos, etc. La Unión Europea clasifica estos vehículos en tres categorías:

  • M: para el transporte de personas.
  • N: para el transporte de mercancías.
    • N1: MMA hasta 3.500 kg.
    • N2: MMA superior a 3.500 kg y hasta 12.000 kg.
    • N3: MMA superior a 12.000 kg.
  • O: para remolques y semiremolques.

¿Quieres saber más detalles?

Completa el formulario y te llamamos

    O llámanos tú al
    91 078 39 50

    Revisa nuestras preguntas frecuentes para más información
    Nuestro horario es de L-J de 9h a 20h y V de 9h a 18h